Cómo evitar errores financieros y aprovechar mejor el dinero

Escrito por Daniela Wechselblatt, CFA

 

La administración de nuestro patrimonio es un tema fundamental que si logramos manejarlo de forma correcta nos va a proporcionar estabilidad durante toda nuestra vida, aún en tiempos de crisis.

 

A continuación detallo una serie de situaciones que pueden estar obstaculizando el crecimiento económico y el buen aprovechamiento de los recursos. Se trata de una guía útil a tener en cuenta a la hora de analizar las finanzas personales.

 

¡Aprendé a Invertir en Bolsa! Inicio de nuevo curso el 22 de abril. Escribinos a cursos@dwglobalinvestments.com o encontrá más información acá. Los cupos son limitados.

 

Tener una sola fuente de ingresos

 

Por más de que el negocio, empresa o el empleo que tengamos aparente ser estable, vivimos en un contexto de volatilidad y grandes cambios, donde lo que es seguro hoy puede no serlo mañana. Un cambio de políticas o de “reglas de juego” puede transformarlo todo, cualquier persona que vive en Argentina sabe de lo que estoy hablando. Es un grave error depender de una sola fuente de ingresos, siempre hay que tener un plan B y lamentablemente nos volvemos conscientes de esto en los momentos de necesidad. La idea es adelantarse.

 

Siempre se recomienda que una parte de los ingresos sea colocada en otro tipo de inversiones que no tenga nada que ver con nuestra actividad principal, como puede ser el mercado financiero. En otras épocas también incluiríamos inmuebles, no lo hacemos ahora porque el rendimiento en este momento en Argentina es excesivamente bajo (una inversión en dólares que rinde en pesos cada vez más devaluados).

 

Aunque el rendimiento sea menor al del negocio principal que tenemos lo que se gana es en diversificación. En momentos de crisis nos vamos a agradecer haber separado ese dinero y lo ideal es que ni siquiera esté en el país donde vivimos.

 

Conclusión: Tener una sola fuente de ingresos no… diversificar sí.

 

 

 

Ahorrar por ahorrar

 

Desde temprana edad recibimos el mensaje sobre la importancia del ahorro. Pero muchas veces, lo que no tenemos en claro es para qué ahorrar. El ahorro implica posponer consumo de hoy para el futuro y este “esfuerzo” que hacemos tiene que tener un sentido. Tener el dinero debajo del colchón y ver como se deprecia en el tiempo no es lo que queremos para nuestro capital. Y esto también aplica para ahorro en dólares. Para que tengamos una idea, un bien que en enero de 1990 costaba 100 USD, en diciembre de 2014 hubiese costado 186.20 USD (inflación de 86.2%). ¿A dónde queremos llegar con esto? A que tenemos que ahorrar para invertir, es la única forma de que nuestro dinero no pierda su valor a lo largo del tiempo y de que además podamos lograr que éste trabaje para nosotros.

 

Conclusión: Ahorrar por ahorrar no…ahorrar para invertir sí.

 

 

Invertir en tendencias

 

Como bien indica la palabra “tendencia”, es algo que surge y dura poco. Pensemos por ejemplo todas las modas que hubo: cupcakes, locales de venta de pollos, las canchas de paddle, etc. ¿Cuántos subsistieron en el largo plazo?

 

Analicemos el desempeño de emprendedores como Warren Buffett, un hombre que invierte en negocios poco glamorosos, como el ferroviario, seguros, bancos, pero que hoy es uno de los hombres mas ricos del mundo. A veces conviene continuar por un camino lento y con un destino correcto que subirse a una montaña rusa.

 

Conclusión: Invertir en tendencias no…invertir en negocios a largo plazo sí.

 

 

Confiar en personas sin fundamentos

 

No nos dejemos llevar por el carisma de las personas que nos ofrecen negocios, sin antes comprender en detalle de que se trata la propuesta que nos ofrecen o sin estar seguros de que la persona cuenta con la información y capacitación suficiente como para llevar a cabo el negocio que se propone.

Los sentimientos por estos contactos deben ser dejados de lado, solo deben ser tenidas en cuenta las razones y fundamentos que creamos que conducirán al éxito.

 

Conclusión: Confiar en personas sin fundamentos no…analizar las razones de posible éxito sí.

 

 

Propuestas de negocio que prometen un rendimiento extraordinario

 

Muchas veces se publicitan oportunidades de inversión que prometen mucho dinero en poco tiempo y sin gran esfuerzo. Acá se nos tiene que encender la alarma de la desconfianza. Puede tratarse de un fraude. Debemos interiorizarnos en el negocio y averiguar bajo que marco regulatorio operan. No queremos caer en ningún esquema de Ponzi ni estafa premeditada.

 

Conclusión: Fraude no…rendimiento sostenido sí.

 

 

No pensar en el retiro

 

Es posible que pensemos que para ese momento falte mucho, pero cada año que pasamos trabajando sin ahorrar, es un año desperdiciado dónde se pierden los intereses. Recordemos que el dólar se desvaloriza entre un 2-3% anual debido a la inflación en EEUU.

 

Conclusión: Pensar en el retiro aunque falte mucho.

 

Les dejo la invitación al workshop que vamos a estar dando con CFA Society Argentina el 10 de abril en La Rural a las 16 hs. Solicitar entradas sin cargo acá.

 

———————————————————————————————————

La información en este blog pretende ser útil y precisa para sus lectores. Sin embargo notar que no hay garantía de que la información sea precisa o que pueda cambiar de un momento a otro. Por favor notar que las opiniones vertidas en estas notas no constituyen una recomendación de compra o venta de ningún título valor. Quienes escriben estas notas no asumen responsabilidad por potenciales pérdidas que puedan surgir a partir de la lectura de las mismas.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*

Facebook
Instagram
Suscribite a nuestro Newsletter gratis!
Newsletter